Viernes 7 de Octubre de 2022

  • 21º

29 de julio de 2013

13 AÑOS SIN FAVALORO

Un 29 de julio, pero del 2000 el creador del bypass, cansado de que le den la espalda, se suicidó de un disparo al corazón.

Hace 13 años, los argentinos se encontraron con una triste noticia. René Favaloro se suicidaba, paradójicamente, disparando justo a su corazón, a los 77 años de edad. La muerte del gran médico argentino, creador del bypass entristeció a todo el país y dejó un gran vacío. Pero además, indignó, ya que el querido doctor tomó semejante determinación por no soportar las presiones económicas y la falta de respuesta. Aún teniendo ofertas de trabajo tentadoras en el exterior, René Favaloro decidió apostar a Argentina y desarrollar acá todo su profesionalismo y pasión por la medicina. Egresado en la Universidad Nacional de La Plata, se perfeccionó en distintas partes del mundo y al regresar realizó la Fundación que lleva su nombre y que se dedica a operar gratuitamente a personas con afecciones cardíacas. Su objetivo era más que noble, pero claro que nada es gratuito. Sumergido en deudas, envió en reiteradas oportunidades cartas al por ese entonces presidente, Fernando de la Rúa, pero jamás recibió respuesta y hasta el mismo dijo en algún momento que se sentía "mendigo en su propio país". En la carta enviada a la Presidencia de la Nación, Favaloro dijo: "Está claro que mi regreso a la Argentina (después de haber alcanzado un lugar destacado en la cirugía cardiovascular) se debió a mi eterno compromiso con mi patria. Nunca perdí mis raíces. Volví para trabajar en docencia, investigación y asistencia médica". Luego realizó un desesperado pedido de ayuda: "La situación actual de la Fundación es desesperante, millones de pesos a cobrar de tarea realizada, incluyendo pacientes de alto riesgo que no podemos rechazar. Es fácil decir 'no hay camas disponibles'. Nuestro juramento médico lo impide". Nunca le negó asistencia a nadie, y hasta último momento lo hizo con pasión, con la pasión que tienen aquellas personas que aman su profesión y que apuestan a más, sin esperar réditos personales. Esa era su forma de devolverle al pueblo argentino, la oportunidad que el país le había dado de estudiar. A pesar de ello, el país (o quienes en ese momento lo dirigían) le dio la espalada, no respondió a su pedido de ayuda y el gran doctor argentino tomó la decisión más drástica. Un ser noble, un ejemplo no sólo en el campo de la medicina, sino también en la vida. Desde aquí nuestro humilde homenaje a 13 años de su muerte.

COMPARTIR:

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, s�� el primero en escribir uno!