Jueves 29 de Julio de 2021

  • 21º
  • Fecha

  • Contagios

  • Recuperados

  • Muertes

SOCIEDAD

31 de octubre de 2016

LA INCÓGNITA SIGUE ABIERTA

Avistaje de ovnis y seres extraños en La Pampa: ¿mito o realidad?

Anahí González

agonzalez@lanueva.com

El año pasado, un hombre de la localidad de Santa Rosa -La Pampa- denunció haber matado a tiros a un extraterrestre, aunque no pudo probarlo.

Aseguró que el 9 de agosto de 2014, a 20 kilómetros de Luan Toro, lo rodearon cinco seres de otro planeta, de un 1,2 metros de altura y cuatro dedos en pies y manos. Dijo que lo durmieron y que, cuando despertó, se habían ido. También detalló una abducción de similares características a las que hace 30 años contó haber vivido el winifredense Julio Platner.

Esta y otras experiencias, llamaron la atención del escritor pampeano Néstor Rubiano -nacido en la localidad de Alta Italia- quien decidió compilarlas en su último libro: La vuelta de los forasteros.

“El trabajo es una obra modesta que realicé documentando todo lo que encontré publicado por diarios zonales muy confiables, y además agregué también algún que otro relato y testimonio de personas a quien tuve oportunidad de conocer y con quienes dialogué, como Julio Platner”, dijo.

De hecho, la historia de este chacarero fue una de las que le resultó más impactante y confiable.

“Confío plenamente es el Caso Platner porque conozco al protagonista y porque la historia tiene un gran respaldo social y de protagonistas secundarios, como el testimonio de los dueños de la chacra donde ocurrió todo, a quienes se les quemó el televisor. Además existieron otros aspectos como la reacción infrecuente de los caballos que estaban en el lugar a la hora del encierre”, opinó.

El Caso Platner ocurrió el 9 de agosto de 1983 cuando Julio Platner visitó la finca de Antonio Fisher, a 10 kilómetros de Winifreda, para gestionar la venta de cereal.

Esa tarde, al retirarse de la finca sucedió algo que cambiaría su vida para siempre: vio una luz, escuchó un sonido similar al de una turbina y perdió el conocimiento.

Luego de aquello recuerda haber despertado en un sillón similar al que usan los odontólogos rodeado por cuatro seres que lo observaban. Medían 1,60 de altura, aproximadamente, tenían ojos grandes sin párpados, labios finos y nariz chata con dos pequeños agujeros. Platner contó que le quitaron sangre y que despertó en un camino vecinal, a 17 kilómetros de la finca de Fisher, dentro de su camioneta. Tenía marcas en su brazo izquierdo del que aún manaba sangre.

Otra de las experiencias paradigmáticas fue la del camionero Dionisio Llanca, quien el 28 de octubre de 1973, detuvo su vehículo -un Dogde 600- a 17 kilómetros de Bahía Blanca, en la ruta 3, para cambiar un neumático. Allí -según relató al salir del estado de shock- tres humanoides le sacaron sangre del dedo índice. Eran parecidos a los humanos con frentes altas y ojos alargados, relató.

Llanca despertó en el patio de la Sociedad Rural de Bahía Blanca, a unos 9 kilómetros del encuentro con los supuestos alienígenas.

Tiempo después de que relatara lo ocurrido, desapareció. En diciembre de 2013, una investigación publicada en La Nueva. reveló que el hombre vivía de incógnito en una ciudad del sur como encargado de una estación de servicio. Se había recluido allí cansado de que lo “difamaran y usaran”.

Pequeña

Para Rubiano, hay muchos seres humanos con la misma sospecha de que "solo somos una parte muy pequeña del universo y que es muy factible que existan otros seres más avanzados" y algunos de menos desarrollo.

“La existencia de seres del espacio no es solo una cuestión de intriga personal”, señaló el autor, quien desde chico sintió curiosidad por el tema y se sorprendió, mientras preparaba la investigación, por la cantidad de crónicas de casos que no conocía.

“También me sorprendo al salir a vender el libro por los pueblos, ya que en todos los poblados que visité escuché relatos de gente muy seria y confiable, como maestros, comerciantes y otros, que aseguran haber observado uno que otro fenómeno OVNI”, indicó.

En el libro el autor también relata experiencias de gente que asegura haber visto OVNIS, en territorio pampeano.

“Podría decirse que el Caso Llanca y el Caso Platner grafican la hipotética visita de seres en naves tripuladas”, dijo.

En el caso de aquellos que describen la aparición de pequeñas y medianas luces -señaló- estas responderían a naves no tripuladas -drones- que monitorean la tierra para enviar información a sus bases.

Rubiano es autor de otros libros como Tras el rastro de Vairoleto, La morada del Tigre, Vairoleto, En el alma de un paisano, Maldita estancia El Palomar y Cebollita, entre otros

COMPARTIR:

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, s�� el primero en escribir uno!