Jueves 29 de Julio de 2021

  • 21º
  • Fecha

  • Contagios

  • Recuperados

  • Muertes

PROVINCIALES

5 de agosto de 2016

Oscar Juarez tiene campo en La Reforma

Los cuises le comieron seis leguas de campo...no le quedo pasto ni para una vaca

Oscar Juarez tiene campo en La Reforma y la superpoblación de cuis lo ha dejado sin pasturas y lo ha afectado económicamente: "Esto es peor que si se me hubiese quemado el campo. Tengo seis leguas y no hay pasto ni para una vaca”, cuenta.

 Juarez describió que no hay antecedentes de un fenómeno similar en la zona: "Nos ha sorprendido a más de uno. Casi que no hay registro de algo similar. Para que te des una idea, no quedó nada de nada en el suelo, todo es tierra.  El campo se me llenó de cuises y se comieron todo”, cuenta.Si bien acá hay una importante mortandad de águilas que mueren electrocutadas en el tendido eléctrico, los cuises se fueron reproduciendo y no los para nada. Hay chimangos, caranchos, zorros o gatos que también son depredadores pero son tantos los cuises que hay en esta zona que estamos ante un desequilibrio. Es una superpoblación que arrasa con todo.
DAÑO
Es de tal magnitud el daño en el campo, que Juarez  tiene que sacar las vacas: "Tengo  que salir a alquilar otro campo porque no te deja nada. Se come las raíces. Seca las plantas y no queda nada para alimentar la hacienda.  Hace unos dos años que hay muchos cuises y cada vez es peor.
PEOR QUE UN FUEGO
"Esto es peor que se me hubiese quemado el campo o que te azote una sequía. Cuando se quema el campo, a los tres o cuatros meses vuelve el pasto, pero acá no. Lo mismo con una sequía, tenés la esperanza que algún día llueva y cambie todo. Con esta plaga es incierto todo", precisó.Desde hace más de un año que  comenzó a preocupar la superpoblación de cuises. Le transmití esa preocupación al intendente de La Reforma, Hugo Colado. Técnicos del INTA visitaron el campo e hicieron un registro fotográfico. Quedaron en ver qué se podía hacer al respecto.
El campo se llama Estancia Pampa Grande y está ubicado a unos 10 kilómetros de la localidad oesteña de La Reforma.  Su propietario, Oscar Juarez, contó que "la superpoblación de cuises ha terminado con la flechilla, paja y todo tipo de pasturas. Se trepa a los arbustos para comer las hojas y luego las raíces”.  
Por último, Juarez sostuvo que "en el suelo no deja nada y en las plantas más grandes, como alpatacos o zampa, las seca. Tengo seis leguas y no hay alimento ni para una vaca . Fuente: InfoHuella

COMPARTIR:

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, s�� el primero en escribir uno!