Martes 9 de Agosto de 2022

  • 21º

TECNOLOGíA

9 de febrero de 2022

Hackeado hace casi un mes, el Senado no recuperó aún su funcionamiento normal

Ciberdelincuentes encriptaron casi toda la información de los servidores y pidieron un rescate.

 

Hace casi un mes que el Senado trata de recuperar la normalidad en su funcionamiento, luego de que el pasado 12 de enero un ataque informático dejó a la Cámara en medio de un caos.

La intrusión es de las denominadas “ransomware”, que implica el secuestro de toda la información mediante su encriptación y la exigencia de dinero a cambio de la clave que permita recuperarla.

 

En este caso, los ciberdelincuentes reclamaron un rescate a las autoridades del Senado, que preside Cristina Kirchner, a cambio de devolver el acceso a la información. Fuentes de la vicepresidencia no se llegó a conocer el monto o la moneda exigida por los hackers porque nunca se dio pie a una negociación.

El incidente fue denunciado ante la Unidad Fiscal Especializada en Ciberdelincuencia (Ufeci), a cargo de Horacio Azzolín. La causa, por el momento, no ha arrojado novedades.

 

La magnitud del daño es todavía una incógnita, pero las consecuencias están a la vista. Cientos de computadoras, en su mayoría con sistemas operativos vetustos, quedaron inutilizadas, y la cantidad de información que los especialistas informáticos de la Cámara alta intentan recuperar es enorme.

No obstante, desde la presidencia de la Cámara se aseguró que se está recuperando la normalidad y que la información legislativa y administrativa ha sido recuperada en las primeras dos semanas después del ataque. Señalan, como ejemplo, que los empleados de la Cámara pudieron cobrar sus sueldos de enero en tiempo y forma. Sin embargo, algunas versiones hablan de que el proceso de vuelta a la normalidad definitiva podría demandar un par de meses más.

El ataque afectó el funcionamiento en varios niveles. Por ejemplo, la mayoría de los procesos administrativos en curso, desde compras y licitaciones hasta el personal contratado, quedaron bloqueados.

La información perdida

También se afectó la información parlamentaria de la cámara, tanto la pública -aquella a la que se podía acceder desde la página web del Senado-, como la que hace a la vida interna del cuerpo; por ejemplo, los trámites legislativos de los proyectos presentados. Gran cantidad no tenía respaldo en soporte físico, léase papel, que permitiera su rápida reconstrucción.

 

Solo por citar un ejemplo, en este momento, es imposible acceder a las versiones taquigráficas de las reuniones de comisión celebradas en los últimos años. Cientos de horas de debate parlamentario permanecen inaccesibles. Cuando se las quiere consultar, el internauta se encuentra con el mensaje “error 404: página web no encontrada. La página a la que intenta acceder no existe o no está disponible en nuestro servidor”.

Ola de ataques

El Senado no fue la única víctima de ataques cibernéticos. Ayer se conoció que la Justicia de Chaco también fue víctima de una infiltración en sus sistemas y del pedido de un rescate para devolver el acceso a sus sistemas. Esto obligó al Superior Tribunal de la provincia a suspender términos procesales y audiencias.

El año pasado, fue al Registro Nacional de las Personas (Renaper) el afectado por una intrusión como estas. En ese caso, una base de datos con información de ciudadanos argentinos fue filtrada y ofrecida a la venta en la web.

Fuente: La Nación

COMPARTIR:

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, s�� el primero en escribir uno!